Out-tasking

Outasking

En el caso de externalizar un servicio de TI, el cliente no define, ni decide las herramientas a utilizar ni los recursos necesarios.

 

En cambio, en los soportes a sistemas, no existe otro compromiso que el de garantizar la disponibilidad de los perfil/es técnicos apropiados en un tiempo de respuesta determinado, con el fin de ayudar al equipo informático del cliente en la resolución de un problema.

 

En el caso de la administración de tecnologías, nuestro compromiso es el mantener, administrar y optimizar unas infraestructuras concretas (sistemas operativos Microsoft, mensajería Exchange, VMware…) mediante profesionales certificados por los principales fabricantes del mercado.

 

Como en el resto de servicios gestionados, se nos mide por los resultados en base a unas métricas previamente establecidas. Asumimos  toda la responsabilidad relacionada con la tecnología, y el cliente se desentiende de la parte técnica. En este tipo de servicio, desaparece el concepto de co-administración.

 

Conscientes de la importancia que tiene este ámbito tecnológico en la actividad cotidiana de nuestros clientes, ofrecemos un amplio staff técnico capaz de proveer un soporte permanente y de calidad en una amplia variedad de tecnologías.

 

La óptima prestación de este servicio no solo se fundamenta en el estándar ITIL sino en una completa formación por parte del personal y en un respaldo corporativo basado en:

 

  • Cobertura multifabricante: Linux, Microsoft, Oracle, HP, Cisco, NetApp, Juniper, IBM, Dell, Symantec.
  • Servicios acotados a la necesidad del cliente.
  • Servicios flexibles ante la posibilidad de cambios del entorno.
  • El cliente se despreocupa de la gestión y el soporte de los entornos de infraestructura y networking.
  • Costes fijos anuales a medida del servicio prestado.
  • Coberturas 12 x 5 o 24 x 7, según las criticidades del entorno.
  • Servicios basados en la proactividad y respaldado siempre por un modelo de gobierno en base a las mejores prácticas de ITIL V3 o ISO20000.
 

La situación económica actual y la dependencia entre tecnología y negocio obliga a agudizar las estrategias TI de las compañías.

Muchas empresas solicitan la colaboración de empresas especialistas para la externalización de tecnologías. La gestión de infraestructuras es un servicio intermedio entre la externalización de servicios de TI y el soporte a sistemas

 

  • Alto grado de especialización. Disponemos de un grupo de personas certificadas y con un elevado grado de especialización, frente a la situación común de las empresas, que suelen disponer de personas con perfiles polivalentes.
  • Eliminación de costes asociados a la puesta al día, técnica y humana.
  • Mejora en la efectividad de las tecnologías externalizadas. Nos preocupamos  de ser eficientes, ya que de esto depende nuestra rentabilidad.
  • La organización optimiza el uso de sus recursos.
  • Medición e indicadores de control. Las métricas e indicadores se implantan por contrato, y representan el punto central de la relación entre Seidor y Vd.
  • Descarga de funciones de gestión.